viernes, 29 de agosto de 2008

Dulce memoria

Érase una vez un pueblo en el que escaseaba la comida y la situación política no era la más idónea para pensar en libertad, por lo que sus gentes no tuvieron más remedio que buscar un futuro mejor fuera de sus fronteras si no querían morir de hambre. Los hombres y mujeres de aquel lejano país hicieron las maletas con sus escasas pertenencias y decidieron emprender un largo viaje que les debería llevar a la prosperidad de la que otros, que estuvieron antes allí, les hablaban.
El camino fue duro y, no sin suerte, consiguieron cruzar las fronteras que les separaba de la felicidad y de una vida mejor.
Sin embargo, la realidad era otra y no todo era tan fácil como les habían contado. La diferencia idiomática, la distancia con la familia que se había quedado en el país de origen y sobre todo el rechazo de los nativos, hacía que cada unos días minara su moral. Algunos encontraron trabajo, pero tuvieron que conformarse con puestos por debajo de su preparación y por un sueldo inferior al resto de trabajadores que habían tenido la suerte de haber nacido allí.
Los años pasaron y aquellas personas que un día partieron hacia una vida mejor volvieron a su país, aunque lo encontraron cambiado.
Aquel lugar había avanzado muchísimo, se había modernizado y ahora tenía que convivir con extranjeros que habían llegado en busca de un mundo mejor y habían encontrado el rechazo de un pueblo falto de memoria, enfermo de olvido, que no dudaba en repetir los errores que vivieron años antes en sus propias carnes.
Y aquel país, se llamaba España.


miércoles, 27 de agosto de 2008

El valiente internauta

Recuerdo cuando iba al colegio y alguien no te caía bien o te enfadabas con él decidías escribir en la pared “Pepe es tonto”, eso sí, sin firmar porque solía dar la casualidad que tú eras un tirillas (porque tu madre cuando le pedías un segundo Petit Suisse te decía que te tomases una pera, que lleva más alimento) y el tal Pepe gastaba un par de brazos que merecían estar en el Museo del Jamón.
Ahora, los tiempos han cambiado y ese pringado que recibía collejas en el colegio (al final, quieras que no, todos conocían tu letra y te pillaban), repite sus fechorías amparándose en el anonimato que le concede Internet, escondido detrás de una pantalla y con la seguridad de que nadie le va a hacer una cara nueva.
La motivación principal de estos individuos es la envidia, el pensar que la felicidad de otros es la culpable de su insignificante y nauseabunda vida, así que disfruta desprestigiando a propios y extraños en chats, foros y blogs. Eso sí, asegurándose previamente que el atacado está lo suficientemente lejos para que no le suceda lo mismo que con Pepe cuando era joven.
Es lo que tienen las nuevas tecnologías, que lo mismo te sirve para saber el tiempo que hace en la República de Kiribatí como para que gente sin vida social se dedique a criticar a gente aunque, antes de hablar de ella, debería lavarse la boca.
Gracias Bill Gates por este nuevo mundo.

martes, 26 de agosto de 2008

Mundo freak

Gracias a Marissa por este impagable documento.

Hay gente pa tó




Señor del Opus y embarazado de gemelos es detenido

lunes, 25 de agosto de 2008

Empacho de chino

Por fin se acabaron los Juegos Olímpicos. Adiós a intensísimas y apasionadas jornadas de tiro con carabina o béisbol.
En fin, que estaba ya un poco harto de tanto chino, tanto tío sudando absurdamente y la hipocresía de un país que está a la cabeza no sólo del medallero, sino también del pasar olímpicamente de los derechos humanos.
Todo sea por la pasta.


sábado, 23 de agosto de 2008

Yo nunca me bañaría en esa piscina

No sé si conoceréis la noticia ocurrida hace unos días en Madrid, donde una socorrista se equivocó al mezclar dos productos en la piscina, provocando una nube tóxica que, afortunadamente, no tuvo más consecuencias que la evacuación temporal de los vecinos.
Pero, sin duda, lo mejor es el testimonio de la propia socorrista que cuenta cómo sucedió todo...


viernes, 22 de agosto de 2008

El sentir popular

Aunque haya gente que, para conseguir desprestigiar al "contrario" o conseguir sus anhelos pasando por encima de lo que sea, le moleste tocar el tema o que ponga fotos en mi blog sobre la tragedia, al leer las declaraciones de Javier Nuñez, que ha perdido a cuatro familiares en el accidente en Barajas, ha dejado una frase que creo que representa el sentir de muchos: "No quiero políticos a mi lado, quiero soluciones".

Sencillamente, genial.

jueves, 21 de agosto de 2008

Vuelo JK 5022

Hoy iba a escribir, pero me he quedado sin ganas.
Descansen en paz.

miércoles, 20 de agosto de 2008

Conversaciones

- A veces me faltan las fuerzas
- ¿Qué?
- Que a veces no tengo ganas de seguir, como si me fallaran las fuerzas
- ¿Has probado a tomar vitaminas?
- Déjalo, nunca lo entenderías
- Cuando te pones místico no te entiende ni el mismísimo Buda. ¿Qué haces esta noche?
- Juego al pádel
- Eso y los las mujeres son lo que te va a matar a ti
- "Expirar por amor es bonito pero absurdo"
- ¿De quién es eso?
- De Jenny Holzer. Últimamente le leo mucho
- Vas a perder la cabeza
- Tal vez has llegado tarde... o tal vez haya sido yo

lunes, 18 de agosto de 2008

El montón de Marissa

Hay que promocionar a los artistas buenos pero es que si, además, son buena gente, hay que hacerle una estatua (aunque no me coma nada y se me esté quedando en el chasis).
Esta que canta con 'El Klan de los Dedeté' es mi queridísima Marissa (mundialmente conocida como Ruzz) y creo que no hay derecho de que sólo podamos disfrutarla unos pocos.
Ahí os dejo a mi diva del soul cantando 'Agua'.


sábado, 16 de agosto de 2008

La crisis inmobiliaria

Ahora me ha dado por buscar piso para independizarme. Me han dicho que es el momento, que los precios bajan, que el mercado está en crisis... pero no pensaba que el nivel había bajado tanto (¿será un reclamo publicitario?)



viernes, 15 de agosto de 2008

Decíamos ayer...

En estos últimos tiempos, el que escribe, no lo ha pasado excesivamente bien, pero también le ha servido para darse cuenta de las cosas que realmente tienen importancia en la vida.
A veces nos peleamos, discutimos o, incluso, dejamos ir a personas por cuestiones estúpidas, sin darnos cuenta de que lo que realmente nos importan hasta que llega el momento en el que no las tenemos.
Mi vida, en este mes y medio que falto con mi cita diaria con el blog, ha cambiado mucho. Ahora puedo decir que estoy bien, que creo que todo ha salido bien y que ya no hay vuelta atrás.
Estos 45 días no han existido y sé que vas a estar a mi lado.

A los demás, os informo de que vuelvo a dar tormento, a manchar el ciberespacio (joder, como odio esa palabra, me recuerda a 'El diario de Patricia') con mis diarreas mentales y con mi mal hacer. Aún estáis a tiempo de hacer como que no os habéis enterado de mi vuelta y vivir momentos mejores. Este blog os echará de menos, pero comprendo que vuestra salud mental es lo primero.

Y a ti, que me miras a los ojos y estás sentada en mi pierna izquierda, gracias por devolverme las ganas... las ganas de todo.

Un beso a todos, nos vemos.